Únete ahora y ahorra hasta 80% en medicamentos
Filtrar por categorías
Anuncio
Artritis
Cáncer
Diabetes
Diabetes en los animales de compañía
Suministros para la diabetes
Pruebas de diabetes
Dieta y alimentación
Disfunción eréctil
Salud general
Glucagonoma
Invitado
Insulina
Noticias
Pancreatitis
Investigación
Telesalud
Diabetes tipo 1
Diabetes de tipo 2
Sin categoría
Pérdida de peso

Diabetes y genética

¿Es genética la diabetes?

Entre las preocupaciones acuciantes de las personas con Tipo 1 y Diabetes de tipo 2 es si, hasta cierto punto, se les ha transmitido o no esta afección médica extremadamente grave, y/o si sus descendientes la heredarán.

Preguntarse si la diabetes es genética, hereditaria o tiene algo que ver con los antecedentes familiares es un punto válido de indagación para comprender mejor cómo puede haberse desarrollado la diabetes de una persona, y cómo puede afectar esto a la salud de nuestros seres queridos.

La genética influye en el desarrollo de la diabetes. Un individuo hereda una "predisposición" a la diabetes, y algunos factores ambientales externos la desencadenan.

Pero, al igual que la diabetes, la respuesta no es tan sencilla.

Diabetes y genes

La diabetes es una enfermedad que se caracteriza por niveles elevados de glucosa en sangre debido a la falta o ausencia de insulina en el organismo. Existen dos tipos de diabetes: la de tipo 1 y la de tipo 2. Para entender qué papel desempeñan los genes en el desarrollo de la diabetes, primero debemos distinguir entre los dos tipos.

Diabetes tipo 1

La diabetes de tipo 1 se produce cuando el organismo es incapaz de producir insulina. Se caracteriza por una deficiencia absoluta de insulina, estado en el que se produce un daño autoinmune irreversible en las células beta pancreáticas, que son las responsables de producir insulina.

En la diabetes de tipo 1, es necesaria una fuente externa de insulina para sobrevivir, ya que el organismo no puede producir insulina para controlar los niveles de azúcar en sangre.

Los científicos siguen realizando estudios exhaustivos para determinar exactamente qué factores ambientales podrían ser los culpables del daño autoinmune que destruye la capacidad del páncreas para producir cualquier cantidad de insulina. Para determinar los factores ambientales de riesgo de la diabetes de tipo 1 se tienen en cuenta factores demográficos como la raza, la edad, el sexo e incluso el clima.

Por otro lado, he aquí los datos estadísticos de los factores de riesgo genético de la diabetes:

  1. El hijo de un hombre con diabetes de tipo 1 tiene probabilidades de desarrollar las afecciones a un ritmo de 1 de cada 17.
  2. Las mujeres con diabetes de tipo 1 cuyos hijos nacieron antes de cumplir los 25 años tienen un factor de riesgo de 1 de cada 25.
  3. Si el niño nació después de cumplir 25 años, las probabilidades de que desarrolle diabetes son las siguientes 1 de cada 100.
  4. El factor de riesgo se duplica si el individuo con Diabetes Tipo 1 desarrolló la enfermedad antes de los 11 años.

Sin embargo, hay un caso atípico en estas cifras: aproximadamente una de cada siete personas con diabetes de tipo 1 padece esta enfermedad. síndrome autoinmune poliglandular tipo 2. Se caracteriza por la presencia de enfermedad tiroidea, disfunción de las glándulas suprarrenales y algunos otros trastornos del sistema inmunitario. En caso de que un individuo padezca este síndrome, el riesgo de que el niño desarrolle Diabetes Tipo 1 y el síndrome en sí sube a uno de cada dos.

Se están llevando a cabo numerosas investigaciones para predecir las probabilidades de que una persona padezca diabetes en función de su perfil genético. En cuanto a la raza, las personas caucásicas tienen genes denominados HLA-DR3 o HLA-DR4, que están relacionados con las enfermedades autoinmunes. Si tanto el individuo como el niño comparten este gen, el niño tiene un alto riesgo de desarrollar diabetes.

Se puede realizar una prueba de anticuerpos para determinar la susceptibilidad de los niños que tienen hermanos con diabetes tipo 1. Mide los anticuerpos de las células de los islotes del páncreas y de la propia insulina. Puede consultarse a un médico sobre esta prueba.

Diabetes de tipo 2

La diabetes de tipo 2 se caracteriza por la disminución de la producción de insulina por parte del organismo, lo que provoca unos niveles de glucosa en sangre alarmantemente elevados. Aunque el organismo sigue siendo capaz de producir insulina, ésta no es suficiente para frenar

La diabetes de tipo 2 está más estrechamente relacionada con la herencia, el linaje y los antecedentes médicos familiares que la de tipo 1. Sin embargo, también se desarrolla en gran medida debido a factores ambientales, sobre todo al estilo de vida. Sin embargo, también se desarrolla en gran medida debido a factores ambientales, especialmente las elecciones de estilo de vida.

Se sabe que la diabetes de tipo 2 es hereditaria. Por un lado, por el factor genético, pero también porque los niños desarrollan primero malos hábitos de vida, como una dieta poco saludable y la ausencia de ejercicio en el hogar.

A menudo es difícil distinguir entre el riesgo genético y los factores de riesgo ambientales. Sin embargo, siempre se pueden establecer medidas preventivas para que las familias se aseguren de que los niños eligen un buen estilo de vida, como consumir una dieta equilibrada y hacer ejercicio con regularidad.

Los genes asociados a la diabetes de tipo 2 son los que intervienen directamente en la detección y producción de glucosa y en la regulación y producción de insulina.

He aquí algunos genes asociados al riesgo de diabetes de tipo 2:

  • ABCC8, que contribuye a la regulación de la insulina
  • TCF7LT2, que interviene en la secreción de insulina y la producción de glucosa.
  • GCGR, una hormona del glucagón que ayuda a regular la glucosa
  • GLUT2, que transporta glucosa al páncreas

El factor más determinante del riesgo de desarrollar diabetes, aparte de los antecedentes familiares de diabetes, es la hipertensión arterial, índice de masa corporal (IMC), niveles elevados de colesterol y triglicéridos, y antecedentes de diabetes gestacional.

Conclusión

El control de la diabetes a lo largo de toda la vida implica duros sacrificios y disciplina, por lo que siempre es beneficioso saber de antemano si nuestros seres queridos corren el riesgo de desarrollarla.

En casos como la diabetes de tipo 2, siempre es mejor prevenir que curar. Medidas preventivas como desarrollar hábitos alimentarios saludables y hacer ejercicio con regularidad no sólo son ventajosas para evitar la diabetes. Es el acto definitivo de cuidar el propio cuerpo para garantizar un estado físico saludable durante más y más años.

Descargo de responsabilidad: Tenga en cuenta que el contenido de este artículo de la comunidad tiene fines estrictamente informativos y no debe considerarse un consejo médico. Este artículo, y otros artículos de la comunidad, no han sido escritos ni revisados por Canadian Insulin o su personal para determinar su validez médica. Todos los puntos de vista y opiniones expresados por los autores colaboradores no cuentan con el respaldo de Canadian Insulin. Consulte siempre a un profesional médico para obtener asesoramiento, diagnóstico y tratamiento.

Comparte esto:

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Correo electrónico

Artículos relacionados

Productos relacionados

Filtrar por categorías
Anuncio
Artritis
Cáncer
Diabetes
Diabetes en los animales de compañía
Suministros para la diabetes
Pruebas de diabetes
Dieta y alimentación
Disfunción eréctil
Salud general
Glucagonoma
Invitado
Insulina
Noticias
Pancreatitis
Investigación
Telesalud
Diabetes tipo 1
Diabetes de tipo 2
Sin categoría
Pérdida de peso
Únete ahora y ahorra 80% en medicamentos